Los estudios hidrogeológicos permiten determinar las variables hidráulicas del manto de agua, definir su rendimiento y calidad y los caudales óptimos de captación.

Por medio de los estudios hidrogeológicos pueden definirse también la dirección del flujo subterráneo, las áreas de mayor aptitud para la captación, el adecuado distanciamiento entre pozos y se establecen las situaciones anómalas que podrían interferir sobre el recurso hídrico.

De ese modo se asegura la sustentabilidad del acuífero, tanto en rendimiento como en calidad.

¿ CUANDO DEBE REALIZARSE UN ESTUDIO HIDROGEOLOGICO ?

• Cuando se requiere definir la factibilidad de un acuífero para explotación y determinar su sustentabilidad en función de la explotación.
• Cuando se desea ampliar la red de captación, definir los caudales de explotación en cada pozo y determinar el distanciamiento óptima entre ellos.
• Para identificar frentes con agua de mala calidad que amenazan la zona de captación.
• Para calcular la dispersión de un contaminante; identificar diferentes fuentes de contaminación, localizar una red de monitoreo y diseñar un sistema de remediación de agua subterrán.

 

 

Para más información:

margot.bertol@geodatargentina.com.ar